miércoles, 2 de octubre de 2013

Las tetas de Morathi destruyen la sociedad

Morathi, la madre de Malekith y una de las malas más malas del universo Warhammer Fantasy, tiene una miniatura bastante peculiar. Quitando los pelos de loca, en plan gorgona, que luce y su incomoda pose (señora, que se cae) esta hedonista bruja adoradora de Slaanesh va por ahí con los pechos al aire. Y con las luces puestas, como dice mi amigo Caminos...y es que en Naggaroth hace frío.
Esto es bastante inusual principalmente porque Games Workshop donde todo rastro de desnudez femenina ha sido eliminado de su juego de figuritas. Solo tenemos que fijarnos los cambios que han ido sufriendo las diablillas de Slaanesh, de las sensuales y desnudas (mostrando hasta seis pechos) figuritas del bilbaino Juan Diaz a los actuales engendros vestidos a lo Madona más bien recatadas.

Miniaturas aptas para el más hedonista y hermoso de los Dioses del Caos
Miley Cyrus y Lady Gaga convertidas en cosas...



Bueno, el caso es que la mini de Morathi ha sobrevivido a este mojigato y estúpido proceso, aunque desconozco si con el nuevo libro de ejército va a salir mini nueva para la señora, conservando hasta sus luces.

Bien, el caso es que me he acordado de una divertida anécdota de mis tiempos mozos, un feliz momento que viví en una tienda. Resulta que la madre de un jovenzuelo de 12 años fue muy enfadada al dependiente a decirle que haber que hacía vendiéndole a su hijo miniaturas pornográficas (refiriéndose a la mini de la susodicha Morathi, la cual estaba particularmente bien pintada) y exigiendo que le devolviese el dinero. El dependiente le dijo que no, que estaba pintada y blablabla.

Esto me resulta gracioso. La buena señora estaba preocupada porque el ejército de su niño tenía chicas ligeras de ropa, pero se molestó en averiguar que este es famoso por ser esclavistas, asesinos, xenófobos, crueles, asesinos y adoradores de demonios. Vamos, un buen ejemplo y material para entretenimiento de su talentoso chiquillo.
El trasfondo de los dreuchii es ficción, pero no material apto para un chaval de su edad, y los senos de una mujer solo son parte de la anatomía, como hubiese descubierto si se hubiese dedicado a LEER. De hecho los universos de juego de GW, que me encantan, son de todo menos apto para niños pues aparte de violentos están llenos de xenofobos, demonios, asesinos, intolerancia, genocidas, etc...y lo peor de todo: HIPOCRESIA. Partir por la mitad a un tipo en una mini o envenenar a alguien es aceptable, los desnudos parciales no.
Gracioso y muy triste, otra vez.

Resumiendo. Las tetas de Morathi destruyen la sociedad.

3 comentarios:

  1. Que asco me da esa absurda moral que reprime el sexo y consiente la extrema violencia...

    ResponderEliminar
  2. No se si has estado al tanto de un juego de miniaturas llamado Infinity. Hace no mucho salió una gama llamada Bootleg, de miniaturas solo para exposición con un rollo Pin-up. Aqui puedes apreciarlas: http://www.infinitythegame.com/infinity/es/category/bootleg/

    Bueno la cosa se desmadró tanto que hasta resucitaron a la inquisición, Cthulhu y siete magos de la orden de hermes para poner orden. Hubo gente de pelo en pecho y mayores de 18 años, que fueron a la iglesia a confesarse, pensando que ver esas imagenes era un delito penado con entrar en el infierno de los infiernos (¿EL SUPERINFIERNO?).

    Total... para nada, y hablo de un tema reciente, de esto hace solo unos pocos meses. Y como tu dices, a nadie le importa que este juego vaya de matarse, pegarse tiros y demas cosicas...

    Las tetas de Morathi no solo destruyen la sociedad, por su culpa cada minuto mueren 304 bebes y se corta la mahonesa en 876 frigorificos.

    ResponderEliminar
  3. La medusa que acaban de sacar tambien tiene un pecho al aire... o me equivoco?

    ResponderEliminar