jueves, 31 de enero de 2013

Días Extraños (1995)


Tenía pensado escribir una reseña de Django, pero no. Sería más de lo mismo: es un peliculón, id  a verlo, etc... De modo que he optado por hablaros de una de mis películas favoritas de todos los tiempos, una cinta increíble y que mucha gente desconoce, una de las mejores historias de ciencia ficción que se ha rodado en la historia.
Días Extraños, de Kathryn Bigelow (la primera mujer en ganar el Oscar a Mejor Director, nada menos) y con un reparto estupendo que encabeza Ralph Fiennes como el ex-poli Nero y Angela Bassett como Mace, una conductora de limusinas y amiga del protagonista, papel que le valió un Saturno. Completan el plantel Juliette Lewis como Faith, la ex-novia de Nero de quien sigue encoñado y que ha caido en las garras de un productor musical cabrón llamado Philo (Michael Wincott), sin olvidarnos de Tom Sizemore como Max, otro colegui de Nero. Todos ellos personajes oscuros, la mayoría perdedores en gran medida que intentan sobrevivir en un mundo hostil y desecho apunto de estallar en llamas.

Mace y Faith, las dos mujeres de la vida de Nero

Escrita en 1995 esta cinta nos lleva a Los Ángeles, dos días antes de fin de año y con el ambiente calentito por la opresión policial y los constantes disturbios raciales, una ciudad que parece estar al borde del abismo, con las calles tomadas por un auténtico ejército que camina entre pobreza, fuego, violencia...violencia que se ha encrespado a las puertas del 2K (el año 2000, vamos) tras la muerte del activista político afroamericano, así como rapero, Jeriko One. Y mientras Nero intenta salir adelante vendiendo clips, grabaciones con vivencias pasadas suyas o de otras personas en el que no solo vemos y oímos lo grabado (un polvo, un atraco a un bando, una caida libre) sino que sentimos lo que sintió la persona que lo vivió. Tecnología ilegal como el opio, pero que mueve muchísima pasta y que hace las delicias de los poderosos. Estos clips son, como no, parte de la trama de thriller de ciencia ficción 100% cyberpunk, donde se respira violencia o su promesa, con una música y una fotografía increíbles, incluyendo el sensacional recursos de usar la cámara imitar el ojo el humano metiéndonos aún más en esos Días Extraños. Puro arte, de verdad. Y con un guión que redondea todo este conjunto espectacular, con giros, grandes diálogos, tensión, misterio...todo.

Ralph Fiennes construye un personaje que se convierte en el protagonista absoluto pese al excelente trabajo de Bassett. Un ex-poli acabado, que rapiña como puede dinero a base de clips y aprovechándose de sus amigos, un buen tipo que se ha convertido en un miserable pero que aún sigue siendo capaz de hacer el bien pese a sus propias mentiras. Divertido y triste, heroico o infantil, Nero es un personaje genial que nos lleva de la mano a su mundo. Mace es más heroica y también más gris, más realista, es una mujer divorciada que intenta salir adelante, pragmática y a la vez cansada del mundo en el que vive, y no se calla nada, lo cual incluye decir 2 ó 3 dolorosas verdades al bueno de Nero. Son personajes que están lejos del heroismo sin tacha, malviven, pueden ser mezquinos, son humanos.

Nero pasa sus días revolcándose entre los restos de su vieja vida

Es interesante también entender que Días Extraños se escribió y rodó poco después de los disturbios de Los Ángeles de 1992, tras la absolución de 4 agentes de policía acusados de agredir brutalmente a un afroamericano llamado Rodney King...por un jurado compuesto casi exclusivamente por blancos. Esto provoco unos disturbios protagonizados por negros y latinos de enorme violencia durante varios días, con miles de detenidos, despliegue de tropas federales y alrededor de 1000 millones de dólares en destrozos. Días Extraños bebe de esos días, de ese enfado, con polis y tanques en las calles, controles constantes, violencia.  Auténtico ciberpunk, sin robots ni megacorporaciones, en un futuro que ahora parece presente y que entonces estaba muy cercano, solo 4 años antes del estreno, y con todo es futurista, con tecnología avanzada pero sin fliparse.

Sensacional.

Una grandísima película que os invito a ver, a disfrutar. La vi por primera vez a los 11 años y desde entonces la adoro. 

5 comentarios:

  1. Yo la vi en el cine cuando la estrenaron (tengo una edad XD) y es una de mis favoritas, me parece un tremendo peliculón.

    ResponderEliminar
  2. Es un peliculón. Recuerdo también su excelente BSO; había hasta un tema cantado por la propia Juliette Lewis que quedó muy potente.

    ResponderEliminar
  3. Una de las mejores películas cyberpunk que se han hecho.

    ResponderEliminar
  4. "Se han usado todas las formas de gobierno, se ha inventado todo tipo de música, de peinados, los sabores de los chicles… ¿qué vamos a hacer durante otros 2000 años?.. hemos acabado con todo.
    Te lo digo yo Lenny, se acabó."

    ¡Y con banda sonora electro-étnica-mística de Deep Forest!

    ResponderEliminar
  5. Yo tambien la vi en el cine cuando la estrenaron y me encanto. De hecho yo tambien soy de los que la recomiendan.

    ResponderEliminar